Safe Cup, la copa de vino que reduce los niveles de alcohol y de calorías

 

Disfrutar de una buena comida acompañada de un buen vino en un restaurante ya no resultará tan complicado para todas aquellas personas que estén obligadas a coger el coche para regresar al hogar unas horas más tarde. La firma Klimer, especializada en menaje para hostelería, ya comercializa una copa que supuestamente no sólo reduce hasta en un 30% los niveles de alcohol, sino también las calorías.

Los avances tecnológicos guardan una relación muy estrecha con el sector hostelero y con la gastronomía; a partir de ahora, las innovaciones e investigaciones científicas también se aplicarán al menaje gracias a Klimer, la firma que ha abierto la puerta a una nueva forma de tratar y modificar las propiedades organolépticas de los productos alimenticios una vez que hayan sido servidos. Esta enseña que ofrece desde hace años soluciones integrales para la hostelería ya comercializa su último producto estrella, la Safe Cup, una copa de vino que, según señalan los fabricantes, reduce la graduación de alcohol y las calorías del vino que alberga.

¿Magia o ciencia?

La Safe Cup, que ha sido sometida a diversas pruebas científicas que han sido aprobadas por la Sociedad Italiana para el Tratamiento del Alcoholismo y sus Complicaciones (SITAC), logra que quien beba de ella reciba un menor aporte de alcohol del previsto en su organismo. Ahora bien, ¿cómo se logra este efecto que podría calificarse como mágico?

Tal y como señala Klimer, que la comercializa a un precio que ronda los 30 euros la unidad, para que esta copa cumpla con su función el comensal deberá oxigenar el vino que alberga realizando movimientos orbitales contrarios a la aguja del reloj con el fin de que el líquido choque contra el relieve de cristal que la Safe Cup tiene en el interior de su superficie. La supuesta magia no es más que un proceso químico que se origina a partir de movimiento mecánico y que contribuye a que el vino desprenda todas sus propiedades.

Reacción química

Toda bebida alcohólica contiene anhídrido carbónico, un elemento que se origina en el momento de la fermentación y que acelera la absorción del alcohol en la sangre, ya que circula de manera más rápida por los vasos sanguíneos hasta llegar al hígado. Los fabricantes de la Safe Cup aseguran que el producto consigue eliminar ese exceso de anhídrido carbónico, razón por la que el alcohol permanece en el estómago de manera más prolongada. Así, los jugos gástricos lo agraden, logrando así una disminución de etanol que penetra en sangre que ronda el 30%.

Los resultados son una menor alteración en las capacidades sensoriales y una degustación más responsable de bebidas alcohólicas. Aún así la compañía asegura que esta copa no es la panacea, y no exime de la responsabilidad que cada comensal tiene con respecto a sus obligaciones como ciudadano y, sobre todo, como conductor.

Noticias relacionadas

Tendencias 2014: Gastronomía en miniatura servida en envases reciclables

Grupo Matarromera lanza al mercado WIN 5.0

Leave a comment

All fields marked (*) are required

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Podemos ayudarle? llamenos l +34 968974666 / 665633512 o escribenos a eduardo@marketing4food.com Descartar

Send this to a friend