La pandemia de COVID-19 reafirmó una cambio de hábitos de alimentación y consumo  que ya se venía registrando desde 2019. Es la preferencia por formas de cocción rápidas y saludables, que guardan más el sabor y propiedades de los alimentos. Sin embargo, son cada vez más los ciudadanos que eligen un consumo saludable, ético y sostenible. Así lo revela el estudio «Back to normal» realizado en Barcelona.

La pandemia de COVID-19 y el cambio de hábitos global

Mientras lentamente se va volviendo a la normalidad, algunas prácticas obligadas por la pandemia COVID-19 se han convertido definitivamente en cambio de hábitos. La digitalización ya es una forma de vida y también se profundizaron modelos económicos como la economía circular o colaborativa.

En general, y a nivel global, parece que hay consenso en la necesidad de cuidar el ambiente. Muchas empresas, pero también muchas personas en forma individual, deciden disminuir su consumo de plásticos y uso de vehículos.

Cada vez más, se privilegia el comercio de proximidad y los alimentos frescos o naturales provenientes del entorno cercano.

Por otra parte, los consumidores son más sensibles al precio y exigen mayor información antes de tomar una decisión de compra.

En España también cambiaron los hábitos

España no es la excepción. Un estudio encargado por in-Store Media y junto a la firma Salvetti Llombart de Barcelona analizó los cambios de hábitos de alimentación y consumo como consecuencia de la pandemia de COVID-19.

El estudio llegó a las siguientes conclusiones:

  • Un 32 % de los encuestados está más preocupado que antes por comer sano.
  • El 24 % consume productos más saludables tras la crisis sanitaria,
  • Un 22 % afirma comprar más frutas y verduras.
  • 18 % aumentó la ingesta de productos frescos.
  • 17% aumentó el consumo de pescado.
  • 14% disminuyó el consumo de comida preparada refrigerada.
  • Respecto de un consumo más ético y sostenible, 33% reconoció tener mayor interés en apoyar productos locales respecto a antes de la crisis sanitaria.

Muchos de los cambios de hábitos recientes fueron adoptados para evitar el contagio o la transmisión de la enfermedad. Por ejemplo, comprar en los comercios de proximidad para trasladarse menos. También, diseñar una dieta más saludable para aumentar las defensas del organismo.

Sin embargo, otros cambios fueron impulsados por los largos meses de confinamiento, que, en algunos casos, todavía continúan. Por ejemplo, se redujo el consumo de ropa, pero al mismo tiempo el sector debió cambiar sus estrategias de marketing ya que la moda dejó de ser importante. En cambio, se privilegiaron la comodidad y las fibras naturales.

Cambio de hábitos confinamiento vs pandemia

Así, el estudio reveló que el confinamiento fue un verdadero punto de inflexión a la hora de decidir los gastos. Por ejemplo:

  • Se redujeron los gastos fuera de casa, lógicamente, al permanecer más horas en el hogar.
  • Aumentó el gasto en productos de limpieza. No solamente por estar más tiempo en casa, también para aumentar los niveles de higiene del hogar. En este sentido, 21%  aumentó las compras de productos y 16%  incrementó la compra de productos de cuidado como ambientadores o menaje. De hecho, un 40 % de los encuestados afirmaron estar más preocupados por desinfectar y limpiar la casa que antes de la pandemia.
  • 50% redujo el gasto en comidas fuera de casa debido a las restricciones y cierre de restaurantes.
  • Además, 42% redujo el gasto en aperitivos y desayunos fuera de casa.
  • 17% de los consumidores valora más que antes de la pandemia la posibilidad de concederse un capricho.
  • 14% aumentó el consumo de alimentos y bebidas dentro de la categoría de alimentos que pueden considerarse gustos o caprichos.
  • Para el 15% es más importante que antes encontrar productos diferentes que rompan la rutina.
  • 13% buscó novedades en línea durante el confinamiento.

InStore Media, una consultora global

La encargada del estudio sobre cambio de hábitos de consumo fue InStore Media, una agencia de «marketing  shopper». Se dedica a ayudar a las marcas a tener impacto en los consumidores en el momento de la compra.

Junto con la consultora Nielsen o la barcelonesa Salvetti LLombart, líder en el sector de las investigaciones de mercado, ya realizaron más de 400 investigaciones convirtiendo los datos clave en conocimiento que aplican para superar las expectativas de sus clientes.

Precisamente en esa línea se enmarca el estudio «Back to normal», el estudio recientemente dado a conocer que aporta datos clave sobre los cambios de hábitos de consumo pos pandemia.

Tags: , , , , ,

Related Article

0 Comments

Leave a Comment

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

BIA3 - Aguilas de Valor incalculable
BIA3 Agrogesa Marketing4food.