banner

FENAVIN 2017 es una cita obligada para los productores del sector

 

El mercado del vino es un sector muy competitivo en el que las marcas tienen que estar en una evolución continua para cumplir con la demanda de los usuarios. Hay una gran competencia y encontrar un pequeño hueco es muy difícil entre compañías enormes con una gran tradición y una reputación labrada durante décadas. En este sentido la participación en acontecimiento como FENAVI permite a Denominaciones de Origen mucho más jóvenes disponer de un hueco para ampliar su red de contactos.

En este sentido la Denominación de Origen Montsant, nacida en 2002, que produce vinos peculiares y bien estructurados basados en las variedades autóctonas garnacha y cariñena sobre todo, pues el 90% de su producción es tinto, aunque también desarrollan blancos, rosados y vinos generosos tiene una gran oportunidad para hacerse notar entre los usuarios del sector. De las 65 bodegas que componen la denominación, 6 estarán en FENAVIN amparadas en el stand corporativo mientras que otras tantas se repartirán por la feria.

La Denominación de Origen de Montsant ha pasado de ser una revelación de los últimos años para convertirse en un auténtico referente del panorama vitivinícola nacional e incluso en el ámbito internacional. La mitad de los vinos que se producen se destina a la exportación, más de cuarenta países consumen este tipo de vino.

Una feria llena de oportunidades

Mientras que para la Denominación de Origen Conca del Barberá, que comenzó a andar en el año 1997, FENAVI se erige como una gran oportunidad para disponer de un público de importadores muy interesantes para esta Denominación de Origen singulares y con productos diferentes. Siete de las 26 bodegas que la componen expondrán sus productos en FENAVIN.

La variedad propia de esta comarca tarraconense es el trepat, que proporciona vinos delicados, afrutados, frescos con notas especiadas y ligera graduación alcohólica. Este tipo de vino se erige para un perfil ligero, fresco y elegante que encaja con consumidores más jóvenes a nivel internacional, que es una de las propuestas muy diferenciadas a nivel nacional con otras bodegas jóvenes.

Ambas Denominaciones de Origen, Montsant y Conca del Barberá, dos de las más jóvenes del país estarán en Ciudad Real del 9 al 11 de mayo en el marco de FENAVIN para seguir, como los zagueros antiguos, haciéndose hueco en el poblado mercado del vino.

Noticias Relacionadas

Canawine, un vino ecológico elaborado con cannabis

El próximo 19 de abril se celebra la jornada “Recuperar el consumo del vino en España”

Latinoamérica y Asia principales mercados del vino español

Leave a comment

All fields marked (*) are required

Send this to friend